Estamos en la recta final del año y para cerrarlo con broche de oro, nos aventuramos a La Comandancia para presenciar uno de los mejores eventos en 2016: “Thrashing the Grind School”, el cual marcó la celebración de una década de ‘Up for the Massacre’, álbum debut de STRIKE MASTER surgido en una época donde el thrash metal resurgía en todo el mundo. Antes de presenciar el show del trío, pudimos disfrutar de una gran selección de bandas que ya han pasado buen rato poniendo en alto el nombre del metal mexicano.

Los elegidos para calentar motores fueron THE HUM, quienes lograron levantar los ánimos con apenas treinta minutos de set, de la mano de su carismático vocalista y guitarrista Eliud “Crío” Tamez (ATICO, ex-STRIKE MASTER), así como del ágil baterista con que cuentan. Lamentablemente la información y material musical de ellos es escasa y aún no cuentan con un disco físico; pero si los encuentras en alguna presentación, no te arrepentirás de su propuesta basada en thrash con influencias death. Su cover de “The Rising Sun” es genial.

La hora del death metal se hizo presente con EVIL ENTOURAGE de Tampico, reemplazando el horario original de PIGTAILS (quienes no se presentaron). Su vocalista admitió llevar algunos años sin subirse a un escenario, algo que en efecto fue notorio. No obstante, el público respondió favorablemente. Con 12 años de carrera y dos discos de larga duración en su haber, definitivamente necesitan renovarse, esperemos lo consigan con su próximo material para volver a posicionarse como antaño.

Posteriormente tocó el turno de las carnitas más devastadores de la zona oriente: OXIDISED RAZOR de Cd. Neza. Clásicos como “Voluntary Suicide” y “Rise of the Worms”, siguen estando vigentes y divirtiendo después de tanto tiempo. A pesar de la sobriedad del Jony, amenizó como siempre suele hacerlo al igual que Aaron, su guitarrista. Fue el momento brutal de la noche, con todo y algunas fallas en el sonido.

Seguiría una de las mejores bandas de heavy metal contemporáneas: VOLTAX. Arriba son imbatibles, de inmediato su sonido e imagen remiten a los clásicos de los 80’s como ACCEPT o RAVEN. Su bajista Héctor da cátedra de como ejecutar el instrumento mientras que la voz de Jerry invita al headbanging intenso y a reventarse como si no hubiera mañana. Con temas como “Acero Inmortal”, “Midnight Wheels” y “Hiding Into Flames” el público enloqueció totalmente. Por supuesto, sus nuevas canciones demostraron una madurez que pocas bandas nacionales alcanzan. ¡Ansiamos el nuevo álbum!

Finalmente el momento había llegado: STRIKE MASTER celebraba los 10 años de su ‘Up for the Massacre’, el cual ejecutaron en su totalidad con absoluta destreza y entrega. Uno tras uno sonaron himnos como “Thrashing the Old School”, “Merciless Machine” y “A Drop of Hell”. Fue un excitante recorrido a través de un disco memorable para el metal mexicano, con un Picos muy enérgico tras la batería y Kmu dejando en claro porque es una de las grandes figuras del thrash nacional.

El público respondió grandiosamente desde el primer tema, enloqueciendo y cimbrando La Comandancia con el ya característico circle pit que nunca falta en cualquier presentación de este poderoso trío.

Así concluyó una odisea más donde cerca de 400 personas abarrotaron el recinto al sur de la CDMX, para deleite de todos los que somos fanáticos del metal hecho en México. Gran cierre de año para STRIKE MASTER en su ciudad natal.

No obstante, cabe destacar dos de los grandes males que aquejan y persisten en los eventos del género, en especial los nacionales, y que no se salvó este “Thrashing the Grind School”: fallas de sonido y los precios elevados en bebidas y alimentos. Aunque en esta ocasión los incidentes fueron menores y se solucionaron ágilmente (lo cual llevó a inminentes retrasos de las últimas dos bandas), es necesario que tanto los venues como los promotores ofrezcan equipo de audio de calidad, así como  también dispongan de ingenieros calificados y con experiencia en sonorizar géneros estridentes como es el metal.

Sobre los precios, un litro de cerveza en 90 pesos definitivamente es abusivo. Será la colonia Del Valle, pero el target que asiste a este tipo de eventos no es equiparable al que regularmente asiste; razón por la cual exhortamos a los establecimientos a recurrir a la empatia y aplicar estrategias de venta más efectivas (volumen, promociones, etc.). Fuera de esto, ¡gran cierre de año y excelente evento!