Death Angel Humanicide

Estos últimos días, la línea que separaba el “quiero dar a conocer a mi banda” del “quiero quedar bien con el promotor”, pareció desvanecerse en el abismo.

Y es que muchos de esos que alguna vez se quejaron de los organizadores que pretenden pagar con chelas, se dieron a la tarea de spammear los muros de sus contactos de Facebook para compartir una imagen que les daría la oportunidad de tocar… por unas chelas (bueno, muchas, pero al fin chelas).

¿Ustedes creen que Lemmy tuvo que ir a repartir flyers del equivalente al Knotfest de aquellos días para que le dieran chance de tocar ahí por unas míseras chelas? Neta, pónganse a pensar.

Si bien los tiempos han cambiado muchísimo y hoy en día la oferta de bandas es tan grande que la competencia ha tenido que crecer, la dignidad de los miembros de una agrupación y su lealtad hacia la misma, vale igual ahora que desde los inicios del rock.

Hoy me queda claro que en la escena hay de todo: malos, buenos, abusivos, provisionales, permanentes, detractores y gente que aporta; pero el verdadero problema son aquellos que confunden el querer promover a su banda, con tener que lamer el trasero de los “grandes organizadores”.

A todos ellos que se están desgastando día y noche creyendo que están luchando arduamente por el bien de su banda compartiendo la imagen del evento, ¿llegarán invictos a 2025? Ya veremos.

Alguna vez, un miembro de Through Torment me pidió que le comprara boletos para un concierto en el cual estarían de teloneros y le respondí que no apoyaría los métodos de la promotora en cuestión, pero que cuando tocaran ellos en un evento under, me invitara; y así fue, fui a verlos en la presentación de su disco. El mismo mensaje va para los que amablemente me compartieron la imagen del Knot.

Es todo lo que diré, ya que la columna de mis compañeros Lou y Julio cubren la parte de información, datos duros y evidencia, no es necesario repetir; simplemente no podía dejar de manifestar mi decepción al estar rodeada de músicos y grupillos que no tienen respeto por sí mismos. Como dicen por ahí: la culpa no es del indio, sino de quien lo hace compadre.

 

Total
0
Shares
Fleshgod Apocalypse Veleno

Suscríbete

Entérate de las noticias más importantes y próximos eventos